viernes, julio 25, 2008

forma curva

Hay momentos que necesitamos cogerle el ritmo a los días, sobre todo si no tenemos que trabajar por las tardes o estamos de vacaciones, para sentir la vida, para no quejarnos de las horas que pasan por debajo de la puerta
La felicidad nos puede ofrecer caminos interesantes a cambio de que tengamos dinero o que haga buen tiempo
Son en estos días cuando me pongo de rebajas y entro en la calle disfrazado de barra libre para alternar con los comportamientos humanos
Salir a los bares de copas es una opción
Pasar por el ojo de la aguja para integrarme en la danza existencial de los dichosos , y empezar a preocuparme por las cosas importantes ; la cobertura del móvil, lavarme el pelo con champú de extracto de aloe vera, o comerme todas las mañanas un yogur con bífidus activo
Romper las amarras que me unen al puerto y dejarme llevar por las ilusiones que provocan las luces de neón , las sonrisas a punta de pistola
o las promesas con alcohol que salen de la parte trasera de un asiento
Lo malo es que cuando llevas cinco minutos mirando a esa gente te das cuenta que están llorando
Como alternativa me puedo quedar en casa viendo vídeos en you tube, actualizar el blog, ponerme en calzoncillos, tirarme en el sofá y dibujar con la mano en el aire ese nombre que tanto me gusta
Y mientras estoy escribiendo esto me doy cuenta que a mi me importa un carajo la felicidad
Y que en esta tarde calurosa de julio no se me ocurre nada que escribir que se parezca a la maga, a la táctica del poema de Benedetti, o a algo que suene a otoño
Lo que de verdad me interesa es abrir las ventanas para que pasen las nubes y dejarme tutear por el viento del norte (con la esperanza de que estés donde estés pienses en mi), mirar la bahía y descubrir que el paraíso tiene forma curva, de costa, de palmera, de tacita de plata, como de arco iris, como sus labios


7 comentarios:

LA CAÑA DE ESPAÑA dijo...

Uyyyyyyyyyyyyyyyy, mala opción es esa de salir de uno mismo (como en un viaje astral) y ver un pub con ojos de investigador. Casi siempre se llega a la conclusión de que todos estamos allí interpretando un papel, y es cierto. Interpretamos el papel de: "mira que molón (o molona) soy". Es la forma en que socializamos en esta época. En otros tiempos se acudía a la corte para reirle las gracias al rey o se iba a los prostibulos.
Esta bien soñar, no seré yo quien le quite las ganas. Y sospecho que escribir el nombre de ella en medio del vacio de la habitación es un gran placer... pero de vez en cuando, muy de vez en cuando... sé que a ella le gustaría que se encontrasen en medio de uno de esos pub, con la música sonando de modo ensordecedor, de modo que os obligara a hablaros juntando la boca a su oreja, y susurando las palabras... como cuando se hace el amor...

Waiting for Godot dijo...

y descubrir que el paraíso tiene forma curva, de costa, de palmera, de tacita de plata, como de arco iris, como sus labios

PRECIOSO!!!! OLE OLE Y OLE!

Carmen dijo...

Disfruto leyéndote.
Suelo alternar con los comportamientos humanos, aunque no en los bares de copas precisamente. Y es verdad que la gente llora de muchas formas, a veces a mandibula batiente y sin saberlo. La otra opción es dibujar un nombre en el aire y soñar (o mejor estar casi seguro) que la otra persona lo escribe en el suelo de una playa o de un parque, o lo susurra cuando piensa en uno.
Un abrazo

Nico dijo...

Hola Miguel! Es un escrito bien curvo!!A mujer la que le escribes la debes dejar con mas de un suspiro en el aire, con un paraiso curvo.


Un saludo, cuidate.


Nicolas.

. Fanny . & . Sol . dijo...

Creo muhcas veces perder el ritmo a los días pero sólo para encontrarle uno diferente, para hallar un nuevo color en las horas que se escurren por la cerradura...
Alla verano,aca en Argentina invierno, dos contextos diferntes pero que creo hay similares alternativas para escaparse de lo real en situaciones demasiados sibolicas para uno...
Un gusto leer tu blog, es la primera vez que lo hago!!Hasta la proxima historia por copartir!

besos
sol

. Fanny . & . Sol . dijo...

Con una taza de café calentito en la mano me deleito desde Argentina con lo que escribis... muy hermoso.. sos capaz de dibujar lo que intentas trasmitir en las pupilas de quien te lee..
Un gran Abrazo!

Fanny.

pd: Somos dos amigas que compartimos blog.

-Pato- dijo...

Miguel...

¿Quién te dijo que este texto no suena a otoño?
Si huele tarta de manzana y canela recién salida del horno!
Al abrir la ventana, entraron nubes y salieron ráfagas de ese aroma cálido que siempre se respira en tu casa.

Un abrazo.