sábado, octubre 21, 2006

y me dice adiós

Me caigo, me da la mano como quien atrapa una pelusa en el aire y pide un deseo, y me dice "vamos levántate". Y yo me levanto, la miro, me sonríe, me dice adiós y se va
Vuelvo a mirar y ya no está, desaparece tal como viene
Ceno, me lavo los dientes, me acuesto y noto un beso, noto que me arropan, oigo “buenas noches”, entonces pulso el interruptor de la luz y en el mismo instante del “clic” que hace que se encienda la bombilla me dice adiós y se esfuma otra vez
Intento por todos los medios que no se vaya, no sé como hacerlo, nunca lo consigo, cuando me dice adiós lo anuncia como si volviera y sin embargo se está yendo. ¿A donde se va?
Y vuelve a regresar cuando ella quiere, se regala, se deja ver, esta vez cogida de mi brazo en medio de la lluvia, compartiendo un paso de cebra
Me habla: “ten cuidado con los resfriados, sonríe, te veo triste”, se desprende y se va cantando, insconciente de su magia. Se eleva , se despide y me manda un beso lleno de rosas
Yo sigo con la diaria indiferencia: el trabajo, la rutina, el jefe, lo mismo de todos los días; cojo el autobús por los pelos, llego a casa, me ducho, me miro al espejo y allí está otra vez con su mano en mi espalda, se gira y me dice “te quiero"
Y yo trato que no se me escape, la tengo sujeta, tan sujeta, que se mete dentro de mi y me dice adiós.

*tbllt

6 comentarios:

-Pato- dijo...

¡Ah pero qué belleza has escrito!

No sé si será un recuerdo, un regalo de tu imaginación, tu ángel de la guarda o tu amiga invisible, pero no me quedan dudas que es deliciosa su presencia por mas esquiva que te ande resultando.

Mirá por Dios lo que te hace escribir...

Besos de otras flores :)

Cascabel dijo...

Me colé yo también dentro de ti, pero yo no pienso decirte adiós.

Un abrazo, Miguel

LA CAÑA DE ESPAÑA dijo...

Si me permites un poco de ironía... esas son las mejores, las que solo dejan besos y amores y no malos recuerdos y reproches.
No preguntes el "por qué", sólo disfrútalo.
Un saludo.

Liliana dijo...

Porqué adiós?
Ës tan bonito ese final... sobra el adiós , Miguel.

Aye dijo...

no sé porqué interpreté a ella como a una madre protectora, cuidandote en aquellos momentos en que no hay nadie a quien recurrir
=)

besos y adios!

Mar dijo...

No se como interpretarlo
Me pone triste, pero me gusta,
Quizás porque yo también lo he sentido!
Mar de Chile.